BIOGRAFÍA - 1987
Sigueme enSigueme enSigueme en
87

1987

 

Pedro Delgado es un corredor más internacional que nunca, conoce de cerca la clásicas de primavera del calendario belga y sueña con conseguir la victoria algún día, no obstante sus objetivos era muy claros, principalmente, el Tour, después la Vuelta.

Ampliar

Subida a Navacerrada, Pedro lo intentó en varias ocasiones, pero no pudo con Lucho Herrera.

Pasan los primeros días y algunos echan de menos la agresividad en carrera de Perico de otras ediciones, "hay que tener prudencia para ganar esta carrera, tan larga". Pasan los primeros días y tras la décima etapa ya es cuarto en la General. Al día siguiente los Lagos, esta vez se le atraganta esta durísima subida y pierde 3 minutos, sobre el vencedor, el colombiano Lucho Herrera, Cede igualmente, terreno sobre el máximo favorito de esa edición, el irlandés Sean Kelly. Se le complica mucho la carrera y al final, "quedé cuarto. Fue un año que hubo todos los días bonificaciones y gracias a ellas, Fignon fue tercero, sino, yo hubiera logrado ese puesto". Era la época dorada del ciclismo colombiano, cuando la carretera se empinaba, los escarabajos, como se les conoce familiarmente en el ciclismo, ponían un ritmo asfixiante, hasta que se quedaban solos. La victoria de Lucho Herrera en la Vuelta a España, fue el momento culminante de ese periodo.

Pedro ataca en la etapa de Villar de Lans donde solo le puede seguir Roche. Tour '87.


Victoria de etapa en Villar de Lans. Tour '87.

Llega el Tour, Delgado junto con Lucho Herrera, Roche, Lemond, Fignon, Mottet,... entre otros, son los grandes favoritos. Para el segoviano las cosas le empiezan a salir bastante bien, buen prólogo y una contra reloj por equipos mas que satisfactoria, hacen ver a un corredor mas motivado que nunca en carrera. Muestra de ello es su 10º puesto en la contra reloj individual de Futuroscope de nada más y nada menos que de 80 kms., cede tan solo 2' 29" sobre Roche.

Espera ansioso la montaña, sus piernas le responde y las sensaciones que tiene en carrera le hace ser ambicioso. Es 7º en Pau, 6º en Luz Ardiden, 3º en la crono escalada de Mont Ventoux y al día siguiente, en Villar de Lans, da la estacada al líder de la carrera Jeff Bernard y gana la etapa, colocándose 2º en la general, detrás de Roche. Las fuerzas parece que no se le acaban y ataca de nuevo camino de Alpe d'Huez, no deja mas que un día el maillot amarillo al irlandés y consigue después de muchos años ponerse de líder del Tour de Francia. No puede o no quiere relajarse delante del espejo vestido de amarillo, sabe que la diferencia sobre Roche es pequeña y debe atacar de nuevo para ganar tranquilidad de cara a la última contra reloj y aumentar su ventaja, "Yo, con Roche contra reloj, lo tengo muy difícil, por eso he de meterle por lo menos un minuto o dos más para mantener el liderato".

Ampliar

Pedro se juega el todo por el todo en la ascensión de La Plagne. Tour '87.

Ampliar

A pesar de no ganar el Tour de France de 1987, dominó la carrera.

Así, camino de La Plagne, "me la jugué, ataqué nada mas empezar el puerto con el ánimo de hundirle, era el todo por el todo ... o nada. Conseguí 1 minuto y pico de diferencia, pero a falta de tres kilómetros para terminar, comenzaron a fallarme las fuerzas y por poco no llego". Al final, tan solo fueron tres segundos más de renta, poca cosa para un esfuerzo tan descomunal.

Afronta la última contra reloj de 38 kms. con tan solo 21" sobre un especialista como es el irlandés, la lógica se impone y cede 1' 1", no esta mal, pero ... quedará segundo a 40" sobre Stephen Roche.

"Nunca había estado tan cerca de ganar el Tour desde 1983, ahora estoy seguro que algún año seré el vencedor".